Cuatro Razones por las que un Horno de Inducción de Cobre Es la Elección Ideal

Cuatro Razones por las que un Horno de Inducción de Cobre Es la Elección Ideal

No hay un único tipo de horno de cobre para usar en fundiciones, así como que no hay un único proceso que pueda ser utilizado para fundir cobre. Desde los hornos de cuba de cátodo para la producción continua de alambre de cobre hasta hornos de reverbero a gas para la fusión y refinación de la chatarra de cobre, las plantas de fabricación tienen muchas opciones cuando se trata de fundir y refinar cobre.

Dicho esto, hoy argumentamos que los hornos de inducción son ideales para la mayoría de las fundiciones, especialmente para aquellas que contemplan tasas más pequeñas de producción. Estas son algunas de las razones del por qué:

1. Regímenes de Energía

Los hornos de inducción de cobre vienen para cualquier necesidad de régimen de energía, y generalmente pueden encontrarse en dos tipos básicos:

  • Sin núcleo
  • De canal

6125CF_34-_horno_de_Inducción_para_acero

Ambos vienen con su propio conjunto de pros y los contras. Los hornos de fusión sin núcleo tienden a ser más flexibles cuando se trata de aleaciones. Estos hornos se pueden apagar fácilmente en cualquier momento que la planta o la fábrica cierre, y los reemplazos son bastante rápidos y sencillos. Los hornos de canal, por otro lado, son más adecuados para la chatarra de metal. Estos también tienden a ser más económicos en función de consumo de energía, y usualmente tienen una vida refractaria más larga. El principal inconveniente es que los cambios de aleación son más difíciles en un horno de canal, haciéndolos ideales en situaciones donde sólo una aleación será utilizada.

2. Confiabilidad

Cuando se trata de fusión de cobre
, un horno de cobre basado en inducción es mucho más confiable que los demás. Dado que las partes en un horno de inducción no necesitan continuamente ser cambiadas ni reemplazadas, los fabricantes pueden obtener el máximo provecho de este tipo de horno sin necesidad de reparación.

3. Limpieza

Es bien sabido que los hornos de inducción emiten mucho menos contaminantes que otros tipos de hornos. Ésto no sólo significa que usted protege a sus empleados de inhalar sustancias perjudiciales, sino que tener una atmósfera limpia también previene cualquier oxidación adicional del cobre.

4. Eficiencia de energía

Los hornos modernos de inducción de hoy pueden lograr niveles eléctricos de eficiencia de más de 97%. Lo que significa un menor impacto negativo en el ambiente, e indica que usted no malgastará su fondo de dólares en los ya altos costos de energía.

Artículos relacionados:

Categories

Videos

Contáctanos

Imagen Cambiar Imagen